Formulario de autoevaluación

Mayo 2009 - número 7 (Clarke)

Los acosadores pueden:
Considerar la deficiencia auditiva como un signo de vulnerabilidad.
No buscan la diferencia en sus víctimas.
Ninguna de las anteriores.
Ante el acoso, el centro educativo:
Debe tener una política disciplinaria clara.
Debe incorporar acciones que promuevan el desarrollo de la empatía entre sus alumnos.
Todas las anteriores.
Para que los alumnos tengan menos problemas entre sí, los profesores deben procurar que:
Los alumnos que se enfrentan estén separados.
Los alumnos se conozcan y confíen entre ellos.
Los alumnos aprendan a competir.
Los profesores:
Tienen que hacer que los demás alumnos entiendan las necesidades comunicativas del compañero con deficiencia auditiva.
No tienen que llamar la atención de los alumnos sobre la deficiencia auditiva.
Deben evitar la consulta al alumno con d.a. sobre la presentación a la clase del problema auditivo y sus consecuencias.
El alumno con deficiencia auditiva:
Nunca presenta dificultad para comprender las segundas intenciones del hablante.
Puede tener dificultad para distinguir entre la broma y la burla.
No es una víctima potencial del acoso.
El alumno con deficiencia auditiva:
Debe aprender a responder al acoso.
Debe ser capaz de actuar para disuadir a los acosadores.
Todas las anteriores.
Ante el acoso, el alumno con deficiencia auditiva:
Debe contar con una persona en la que confiar durante la jornada escolar.
Debe aprender estrategias de afrontamiento.
Todas las anteriores.

Inglés

normal | oec_black

 

CLAVE
Atención a la
deficiencia auditiva

C/Santísima Trinidad 35, bajo.
28010 Madrid
Tfno.: (+34) 91 523 99 00
Fax: (+34) 91 531 56 94
SMS: (+34) 650 73 29 56